novedades
 SEARCH   
 
 

26.07.2016 Críticas  
¿Nos quedamos en los 40?

La receta para un buen viaje en el tiempo, que no quede ni muy crudo ni muy cocido, es mezclar bien mezclado Rock&Roll, Surf, Swing, y Rhythm&Blues con una cucharada de la batería de Anton Jarl, un buen pellizco del contrabajo de Ivan Kovacevic, añadir una buena cantidad de las guitarras de Dani Baraldés y, finalmente, aderezar generosamente con los saxos de Dani Nel·lo.

Se remueve bien toda la mezcla, se coloca todo en la Sala Jamboree (con su fantástica ambientación de cueva sonora que hace las veces de máquina del tiempo), se espera que la luna empiece a asomar y… Voilâ! Hemos retrocedido décadas hasta una de las épocas que más ha contribuido al descubrimiento musical y la experimentación de estilos.

Esta es una de las guindas que el Festival del Grec le pone a la gran fiesta que vive cada verano la ciudad de Barcelona dedicada al teatro, la música y la danza. Se llaman los MAMBO JAMBO y aprovechan para presentar su nuevo disco ‘Jambology’. Y tan mal no lo harán cuando repiten por tercer año consecutivo.

Algo más de una hora de alta intensidad musical y descargas adrenalínicas que empiezas a disfrutar locamente desde el minuto 0. Eso son los MAMBO JAMBO. Y como ya les caracteriza, ellos viven la música desde lo más interior, y así te lo hacen vivir a ti. La comunión con el público, un público reducido gracias a las formidables salas pequeñas, siempre es el ingrediente secreto que utilizan para que el regusto de sus conciertos sea siempre exquisito. Así lo resumió recientemente Dani Nel·lo en un acertado tweet que decía: «¿Quién quiere el St. Jordi si puedes tener al público a un metro?» Y yo digo, ¿quién quiere ciertas bandas tocando para decenas de miles, pudiendo disfrutar de este espléndido grupo desde segunda fila?

La fuerza que transmiten, la calidad de su sonido (unido a la acústica del local), sus divertidas interpretaciones y su buen hacer con el estilo que han elegido representar hace que apetezca ir a verlos como mínimo una vez al año. Los MAMBO JAMBO se dejan la piel en cada actuación. Se divierten haciendo lo que hacen (que a veces, no todos los músicos pueden decir lo mismo) y viven al máximo sus funciones, lo que hace que a la fuerza tú las vivas con ellos. Temas que hacen que no puedas dejar de moverte, como ‘Lago Salado’ o ‘Los Ases del Baile’ o temas en apariencia más serenos (por decirlo de alguna manera), como el que da título al disco o ‘Lágrimas de Neón’ son parte del repertorio que nos regalaron la pasada semana como parte de su actuación para el Festival y que son de recomendadísima audición para los que quieran hacer ese viaje en el tiempo que comentaba al principio.

Solo me quedaría una cosa que decirles: ¡No dejéis de tocar nunca, chicos!

Crítica realizada por Diana Limones

Volver


CONCURSO

  • COMENTARIOS RECIENTES