novedades
 SEARCH   
 
 

21.12.2019 Críticas  
Some enchanted evening

Anoche, el Auditori de Barcelona presentaba Nadal a Broadway (Navidad en Broadway); su clásico espectáculo de navidad con canciones de teatro musical. Bajo la batuta de Alfonso Casado, e interpretado musicalmente por la Orquestra Simfònica de Barcelona i Nacional de Catalunya (OBC), este año el espectáculo estuvo basado en canciones de musical clásico.

El, ya clásico, espectáculo navideño del Auditori de Barcelona, contó este año con las voces de Laura Osnes y Paulo Szot quienes, acompañados por el Cor de Cambra de Granollers y el Cor Jove Amics de la Unió, presentó una noche llena de temas míticos del teatro musical. Así pudimos disfrutar de canciones de musicales tan conocidos como South Pacific, My Fair Lady o The Sound of Music.

Alfonso Casado presenta, anualmente, este espectáculo de producción propia junto al Auditori de Barcelona y Mariano Detry para complacer a los amantes del musical en nuestro país. Un show que anualmente llena, en sus dos noches, el Auditori y que, anoche, no llegó a llenar el 75% de su capacidad. Algo que ocupamos a que este año las caras de sus protagonistas son menos conocidas para el público general (efectivamente, este año no tenemos un reclamo como Gerónimo Rauch o Nina) pero, sendos cantantes escogidos para actuar este 2019 son dos de las grandes figuras actuales del musical. Así disfrutamos de las grandes voces de Laura Osnes (Grease, South Pacific, Anything goes, Bonnie and Clyde, Cinderella) y Paulo Szot (multipremiado, incluyendo un Premio Tony, por el revival de South Pacific en 2008) quienes demostraron maestría y seguridad en escena.

Este año, la elección de las partituras del concierto y la obtención de su permiso para ser reproducidas fue un harto trabajo de conseguir; la parte administrativa para con las editoriales ha supuesto un largo proceso pero, hemos de alabar el esfuerzo por parte de la organización para mostrarnos un concierto diferente. Siendo realistas, los musicales cantados esa noche no llegarán nunca a representarse en nuestro país. En Broadway, los revivals por temporada se cuentan con una mano (y nos sobran dedos); y eso que ellos son la cuna del musical. Si echamos la visita atrás, veremos que en Madrid los revivals clásicos no existen y, en Barcelona, solo Mar i Cel de Dagoll Dagom, se permite convertirse en un éxito (siendo un revival propio de una compañía catalana). A excepción de Carrousel en versión concierto que se representó un par de noches en el Grec Festival 2019 con todas las entradas vendidas (si bien es cierto, con un elenco que, posiblemente, ningún teatro podría asumir por coste).

Aún así, como indicaba, Alfonso Casado volvió ayer a ganarse los corazones de los «musicaleros» al programar tal agradecido concierto. Sonaron, en la primera parte, temas de South Pacific, musical que ambos cantantes interpretaron en su día y que abrió y cerró el programa del concierto (poderoso Szot con su «Some Enchanted Evening» y maravilloso el trabajo del coro en «I’m Gonna Wash that Man right out of my Hair» acompañando a Osnes); Carrousel (solo por el dúo de «If I Loved You» ya valió la pena la noche); My Fair Lady (gran interpretación de «I Could Have Danced all Night» por parte de Osnes) y The Sound of Music. En la segunda parte, sonaron Gypsy (echamos de menos escuchar en voz de Osnes ese fantástico «Rose’s Turn»); Annie Get Your Gun (con el gracioso dúo en «Anything You Can Do I Can Do It Better»); Camelot (musical muy desconocido por el público presente y que sorprendió gratamente); Les Misérables (donde Osnes se postula como la nueva Fantine en el West End tras su interpretación de «I Dreamed a Dream» y donde Szot nos interpretó un potente «Stars»); Fiorello!; y, para cerrar el repertorio, de nuevo, South Pacific.

Tras un largo aplauso, no faltaron los esperados bises. El primero de todos, «Do I Love You Because You’re Beautiful?» del musical Cinderella, esperadisimo tema de la noche donde Osnes interpretó el papel titular por el que recibió una nominación a un premio Tony y ganó un Drama Desk. Tras ello, Alfonso Casado indicó que, como era tradición, para acabar la noche querían interpretar una última canción, en concreto un villancico pero, este año, querían celebrar una Navidad diferente por lo que decidieron interpretar una canción que habla de cumplir sueños. Así sonó «The Impossible Dream» del musical The Man of La Mancha.

La noche de ayer en la que pudimos disfrutar de lo mejor del musical clásico se convirtió en un «Some Enchanted Evening» de manual. Maravillosa interpretación de la OBC acompañada del Cor Jove Amics de la Unió y del Cor de Cambra de Granollers. Ayudado por Szot, Alfonso Casado estuvo más suelto presentando los temas y su dirección estuvo llena de espontaneidad y felicidad. Se notó que lo disfrutó. Laura Osnes nos encandiló con su personalidad y su asombrosa voz de soprano y, Paulo Szot nos mostró como un cantante formado en ópera puede cantar musical de una forma magestuosa dejándonos con la boca abierta.

Crítica realizada por Norman Marsà

Volver


CONCURSO

  • COMENTARIOS RECIENTES