novedades
 SEARCH   
 
 

21.04.2019 Nacional  
L’Artesà: un espectacular equipamiento artístico y de gestión cultural

El Prat de Llobregat cuenta con un nuevo equipamiento cultural. El pasado 30 de marzo abrió sus puertas al público el Teatre L’Artesà. La reapertura de este espacio centenario ha contado con un presupuesto de 12’5 millones de euros y está co-dirigido por Cristina Alonso y Cèsar Compte. Dos salas, una de 611 localidades y otra flexible con un aforo de unas 160 esperan a ser descubiertas.

Un proyecto que responde a las necesidades de la ciudadanía y con el que el Departament de Cultura asume una deuda histórica. Cuatro líneas de gestión son las principales: formación, creación, prácticas culturales y exhibición. De este modo, se ceden y comparten espacios con la Escola Arts en Viu, se apoya a compañías y centros cívicos de la ciudad, se busca un protagonismo del colectivo artístico y del público no pasivo ni consumista y se incentiva la práctica cultural a partir de la experiencia personal. Llama la atención que la exhibición no sea el primero sino uno de los cuatro pilares estructurales. La vocación es la de adecuar las condiciones técnicas para poder ofrecer cualquier espectáculo en las mejores condiciones.

Para asumir la dirección artística se ha realizado un concurso abierto donde se han presentado cinco proyectos de dirección, en combinación con una oficina técnica (cercana a proyectos comunitarios y otros equipamientos) y los servicios y personal técnico. Para Alonso y Compte se trata de aprovechar 5000 metros cuadrados dedicados a las artes en vivo con el alma destinada a “pisar”. ¿Qué sentido tienen las artes en vivo dentro de la cultura pública? Una pregunta que se ha repetido para diseñar una logística que huye de la tipología tradicional. Se prevé programar 30 espectáculos anuales y los distintos espacios (de exhibición, de ensayo, bar y colindantes) estarán abiertos a los ciudadanos 24 horas al día durante los 365 del año.

“¿A qué lado de la cultura quieres estar?” Se potencia el espectro artístico tanto cuantitativa como cualitativamente. L’Artesà visitará la ciudad (escuelas, comunidades educativas y familiares y entidades). “Escuchar” y “despertar” también serán verbos que se pondrán en práctica. Se valora al público de entre 0 y 18 años como el público del presente y no del futuro. Por ese motivo se enfatiza tanto en el proceso creativo (y de recepción) como en la experimentación. También se invoca el espíritu crítico (y autocrítico) hacia el arte, dentro de un contexto que nos ayude a hacernos preguntas. Igualmente, se rompe el concepto de disciplinas para abogar por la experimentación, la metodología y la investigación de un modo “plural y explosivo”.

La programación presentará una línea abierta donde todo el mundo se sienta llamado. No se prevén ciclos ni festivales al uso y sí que se buscan diferentes perfiles. Se define una “lógica de cadencia” que nos permita “encontrar cuál es nuestra ventana”. Todo esto a partir de metáforas poéticas, elementos irruptivos y la internacionalización. Algo que facilitará el entendimiento del centralismo del Prat de Llobregat y situará la mirada de “dentro hacia afuera”. El Teatre Modern pasa a ser la tercera sala de L’Artesà y se incluye dentro del ambicioso y atractivo proyecto artístico y de gestión.

Puedes consultar la programación de los próximos meses en la web del Teatre L’Artesà.

Volver


CONCURSO

  • COMENTARIOS RECIENTES