novedades
 SEARCH   
 
 

19.01.2019 Nacional  
T de Teatre y Dagoll Dagom cautivados por La tendresa de Sanzol

La tendresa llega hoy mismo al Teatre Poliorama. Una comedia romántica y de aventuras de Alfredo Sanzol inspirada de un modo muy especial por el estilo y universo de William Shakespeare. Aquí, nos llega en catalán y en forma de co-producción de la mano de T de Teatre y Dagoll Dagom, esperando repetir el éxito conseguido en el Teatro de la Abadía.

La tendresa está protagonizada por Laura Aubert, Javier Beltrán, Elisabet Casanovas, Marta Pérez, Jordi Rico y Ferran Vilajosana. Sanzol dirige su propio texto a partir de la traducción catalana de Joan Lluís Bozzo. Se trata de un proyecto que nació en el marco de Teatro de la Ciudad, a seis manos entre Miguel del Arco, Andrés Lima y Sanzol. De ahí surgió el tríptico Antígona- Medea-Edipo dedicado a la tragedia. El siguiente paso es trabajar el género de la comedia. “Shakespeare y Lope de Vega se inventan la comedia contemporánea, uniendo la tradición grecorromana y la medieval”, considera el autor.

A partir de las catorce comedias del Bardo y de realizar talleres y pruebas con la compañía original, Sanzol se embarcó en la escritura del texto durante seis meses. Ve en su lenguaje una arquitectura fortalecida a partir de rimas y metáforas para expresar las emociones de manera muy directa, en forma también de monólogos que explican los conflictos internos de los personajes. Destaca su capacidad para mover varias tramas y unirlas en su resolución. Personajes de carácter vitalista y conectados con el espíritu del ser humano. “Muy lanzados”. En La tendresa los colores de los personajes surgen “del don de la sinestesia de Natalia Hernández“, miembro de la compañía de Madrid. Cromatismo que se mantiene en esta versión y que recoge de nuevo el vestuario de Alejandro Andújar. Suya es también la escenografía, que conserva una estructura catedralicia a partir de tres arcos que son a la vez tres puertas, cuya fuerza escénica se ve reforzada por la iluminación de Pedro Yagüe y la música de Fernando Velázquez, que recuerda a la de una película épica de aventuras.

Sanzol ha destacado también la caracterización de Eva Fernández y el potente diseño de sonido de Damià Martínez, que facilita la recepción de palabras y notas y crea una buena localización de espacios. “El sonido crea ambientes y naturaleza”. De la traducción ha explicado que “siempre es una operación arriesgada. Cada palabra tiene un valor emocional”. Se confiesa encantado con el trabajo realizado aquí, al que ha calificado de “precioso y con un catalán cercano a lo provenzal”. A su vez, Bozzo se ha mostrado muy satisfecho y ha compartido que “ha sido muy placentero trasladar el lenguaje de Alfredo a un catalán no demasiado coloquial pero cercano”. Ha destacado la escritura “a la manera de Skakespeare pero desde el siglo XXI”. “Ser original es ir hacia los orígenes”, ha dicho.

Todos los intérpretes han coincidido en destacar el trabajo de dirección. En palabras de Pérez, “un reto con la sensación de ir muy bien acompañada por una persona muy respetuosa que crea un ambiente de confianza”. Aubert remarca “el constante juego actoral” y la relación establecida con todo el equipo. Casanovas destaca el respeto que le produce interpretar algo que ya se ha hecho y trabajar con “el autor, que es el director” y que les ha permitido “crear a partir de nuestros cuerpos”, en lo que supone “un gran aprendizaje y entrenamiento. Para Rico, la pieza es “teatro en estado puro”, ya que a partir de “prácticamente nada se crea un mundo”. Vilajosana asegura que “el texto vibra muy alto y despertará la ternura de los espectadores”. Por último, Beltrán ha recogido las sensaciones de sus compañeros, destacando de nuevo el buen ambiente de trabajo.

Volviendo a Sanzol, ha explicado el reto de enfrentarse a Shakespeare como un ejercicio de “imitar al que admiras como un movimiento espontáneo”. “La parte de niño dice que se puede hacer, la parte adulta encuentra momentos de crisis que superé con el impulso del amor por lo que estaba haciendo”. Ante la pregunta de qué es o dónde está la ternura, el autor ha dicho: “La ternura es lo que buscan estos personajes, la manera a través de la cual el amor se expresa”.

La tendresa puede verse en Barcelona a partir de hoy, sábado 19 de enero. Además del horario habitual, también se han programado funciones escolares. Puedes conseguir tus entradas en la web del Teatre Poliorama.

Volver


CONCURSO

  • COMENTARIOS RECIENTES